La termita (Isoptera) es un insecto terrestre distribuidas por todo el mundo y cuantificándose en millones. El 10% de las especies de termitas se consideran plagas porque al pueden dañar edificios y terrenos agriculturas. Están regidas por una fuerte jerarquía social que las divide en obreras, soldados, reproductoras, reyes y reinas.

Especies

Actualmente se reconocen unas 3.106 especies de terminas, pero se cree que aún quedan por descubrir cientos de especies más. En ocasiones, en ciertas culturas, son llamadas «hormigas blancas», por simple desconocimiento.

Características

La termita mide entre 4 – 15 mn de longitud. Las más grandes de todas las termitas es la reina de la especie Macrotermes bellicosus que puede llegar a medir hasta 10 cm. En la mayoría de las especies las obreras y soldados son ciegas al carecer de un par de ojos. Sin embargo, algunas especies como la Hodotermes mossambicus poseen ojos compuestos que son usados para orientarse y distinguir la luz del sol de la luz de lunar.

Al igual que otros insectos, las termitas poseen un pequeño labrum (cartílago) en forma de lengua y un clypeus. El clypeus (placa endurecida de cutícula que componen la «cara» de un artrópodo) está dividido en un postclypeus y un anteclypeus. Las antenas sirven para detectar el tacto, el sabor, los olores (incluyendo las fermonas), el calor y la vibración. Están divididas en tres segmentos: escape, pedicelo y el flagelo. Las partes de la boca contienen un maxilar superior, un labio y un conjunto de mandíbulas. Los maxilares y el labio poseen palpo para detectar la comida y la manipulación.

La anatomía del tórax está compuesta por tres segmentos: el protórax, el mesotórax y el metatórax. Cada segmento contiene un par de patas. Las alas están ubicadas el mesotórax y el metatórax. El mesotórax y el metatórax poseen placas exoesqueléticas bien desarrolladas; el protórax posee placas más pequeñas. El abdomen está dividido en diez segmentos con dos placas, las tergitas y las esternitas. El décimo segmento abdominal posee un par de cerciordias cortas. Existen diez tergitas, de las cuales nueve son anchas y una alargada.

Los órganos reproductores son simples, muy similares a lo de las cucarachas. Una de las diferencias es que el órgano intermitente no se encuentra presente en las aletas masculinas, y el esperma es inmóvil. Sin embargo, las termitas Mastotermitidae poseen espermatozoides multiflagelados con una movilidad limitada. Los genitales de las hembras también están simplificados. A la inversa de otras termitas, las hembras de la especie Mastotermitidae poseen un ovipositor, una característica muy similar a la de las cucarachas hembras.

Las terminas no reproductoras no poseen alas y depende completamente de sus seis patas para moverse. Aunque las aladas también depende de las patas, pues sólo pueden volar por un corte período de tiempo. La apariencia es similar entre castas pero los soldados poseen unas patas más fuertes. La estructura de las patas es similar a la de otros insectos, con partes que incluyen: una coxa, un trocánter, un fémur, una tibia y el tarso. Algunas especies de termitas poseen un arolio, ubicado entre las garras, presentes en las especies que trepan sobre superficies lisas.

A diferencia de las hormigas, las alas delanteras y traseras son de la misma longitud. En la mayoría de las ocasiones los alates son voladores torpes. Su técnica consiste en lanzarse al aire y volar en una dirección aleatoria. Cuando la termita se encuentra volando, las alas permanecen en un ángulo recto, y cuando está en reposo permanecen paralelas al cuerpo.

Crean montículos de tierra para mantener a la colonia. Las colonias varían en tamaño y pueden contener desde cientos de ellas, hasta millones.Usan tierra, barro, madera masticada, saliva y heces para la construcción de los nidos. En regiones tropicales y subtropicales es común ver éstos montículos. A menudo pueden llegar hasta los 3 metros de altura, aunque la mayoría son mucho más pequeños. Sin embargo, se sabe que pueden llegar a medir unos 9 metros de altura.

El número de termitas en cada colonia varía, y las especies más grandes suelen posee entre 100 – 1.000 individuos. Sin embargo, algunas colonias pueden llegar a ser millones. Este tipo de colonias de gran tamaño suelen lograrse en especies grandes.

Termita (Trabajador)

Termita (Trabajador)

Comportamiento

Como en otros insectos, como la hormiga , las abejas o las avispas de la orden separada Hymenoptera, las termitas poseen una jerarquía sociable divididas entre castas que determina su función. Las termitas obreras y soldados son estériles ya sean masculinos o femeninos. Sólo el rey y la reina son fértiles. Las castas consisten en:

  • Rey: Son machos fértiles encargados de fecundar a la reina.
  • Reina: La reina de la colonia es la responsable de la producción de huevos. En algunas especies, la reina practica el fisogastrismo, que consiste en hinchar el abdomen para aumentar la fecundidad. En cierta época del año, la reina empieza a producir aletas aladas reproductivas. En el vuelo nupcial emergen grandes enjambres que atraen a una gran variedad de depredadores.
  • Obreras: Las obreras realizan la mayor parte del trabajo de la colina. Son responsables de la búsqueda de alimento y del almacenamiento, del mantenimiento de las crías y los nidos. También son las encargadas de la digestión de la celulosa en los alimentos, así que es más probable encontrárselas en la madera infestada. Las obreras también alimentan a otras compañeras de la colonia. Este proceso se conoce como trofalaxis. La trofalaxis es eficaz convirtiendo y reciclar los componentes nitrogenados, que liberan a los progenitores de alimentar a toda su descendencia, a excepción de la primera generación, lo que hace que la colonia crezca más asegurándose que los simbiontes intestinales necesarios sean transferidos de una generación a otra. Algunas especies no poseen obreras y dependen de que las ninfas realicen el mismo trabajo.
  • Soldados: Los soldados poseen diferencias anatómicas y de comportamiento especializadas en la defensa de la colonia. Poseen cabezas grandes con mandíbulas poderosas altamente modificadas que impiden que puedan alimentarse por ellos mismos. La familia Rhinotermitidae posee fontanelas, que son simples agujeros en la frente que irradian secreciones defensivas. Muchas especies son rápidamente identificadas observando la cabeza de los soldados, ya que son más grandes y oscuras que las del resto. Dentro de los soldados pueden existir otros tipos de soldados como los soldados menores y mayores que poseen una proyección frontal de boquilla similar a un cuerno. Estos soldados son capaces de rociar secreciones contra los enemigos.

Hábitat

Debido a sus cutículas blandas no existen termitas en hábitats frescos o fríos. Existen tres grupos ecológicos de termitas: madera húmeda, madera seca y subterránea. La termita de madera húmeda habita en bosques de coníferas, la termita de la madera seca habita en bosques de frondosas y las termitas subterráneas habitan en áreas muy diversas. Una de las especies de la madera seca (Cryptotermes brevis) es una especie invasora en Australia.

Colonia de termitas

Colonia de termitas

Distribución

Las termitas se encuentran distribuidas por todos los continentes a excepción de la Antártida. En Europa y Norteamérica, la diversidad es baja (10 especies en Europa y 50 en Norteamérica). Sin embargo en Sudamérica se conocen unas 400 especies. De todas las especies conocidas la mayor cantidad están presente en África donde ciertas regiones los montículos son extremadamente abundantes. Solamente en el Parque Nacional Kruger pueden encontrarse 1,1 millones de termitas activas.

En Asia, existen 435 especies en la que la mayoría de ellas se concentran en China. Dentro de China están divididas entre hábitats: tropicales y subtropicales al sur del río Yangtze. Australia tiene una fuerte presencia de termitas autóctonas con más de 360 especies clasificadas.

Alimentación

La termita es considerada un animal herbívoro aunque son animales detritívoros, por tanto, se alimentan de materia vegetal orgánica. Ésta es una mezcla de plantas, pastos y madera. Las consumen a cualquier nivel de descomposición. Ciertas especies consumen celulosa y disponen de un intestino especializado en descomponer fibra. Las termitas son consideradas una fuente importante de metano atmosférico (11%) que es uno de los gases que provocan el efecto invernadero. Este gas se produce al descomponen la celulosa. Para descomponerla poseen protozoos simbióticos (metamónadas) y otros microbios que hacen el trabajo por ellas, permitiéndoles absorber el producto final para su propio uso.

La especie de termita Gnathamitermes tubiformans poseen hábitos alimenticios estacionales. Es decir, se alimentan de las plantas del género Aristida longiseta durante el verano, Buchloe dactyloides de mayo a agosto, y Bouteloua gracilis durante la primavera, el verano y el otoño. Las colonias G. tubiformans se alimentan menos durante la primavera y se alimentan más en otoño cuando su actividad de alimentación es mayor.

Algunas maderas por factores tales como el contenido de humedad, la dureza y el contenido de resina y lignina que las hacen «inmunes» contra las termitas. En un estudio, las termitas Cryptotermes brevis prefirieron más las maderas de álamo y arce a otras maderas que habitualmente eran rechazadas por la colonia de termitas. Estas preferencias pueden deberse a un comportamiento condicionado o aprendido.

Las termitas se dividen en dos grupos según sus hábitos alimenticios: las termitas inferiores y las superiores. Las termitas inferiores preferen alimentarse de madera. Como la madera es muy difícil de digerir, prefieren hacerlo de madera infectada por hongos al ser más fáciles de digerir y son más ricas en proteínas. Sin embargo, las termitas superiores consumen un gran variedad de materiales incluyendo: heces, humus, hierba, hojas y raíces. El intestino de las termitas inferiores contiene muchas especies de bacterias junto con los protozoos, mientras que las termitas superiores sólo tienen unas pocas especies de bacterias sin protozoos.

Depredadores

Las termitas son consumidas por un gran variedad de depredadores. Los depredadores son artrópodos como hormigas, ciempiés, cucarachas, grillos, libélulas, escorpiones y arañas, también se incluyen reptiles como lagartijas y anfibios como ranas y sapos que consumen termitas. La familia de arañas Ammoxenidae están especializadas en cazar termitas.

Otros depredadores incluyen a los cerdos hormigueros, lobo de tierra, osos hormigueros, osos, bilbies, aves, equidnas, zorros, insectos, ratones y pangolines. El lobo de tierra (Proteles cristata) es un mamífero insectívoro que está especializado en comer termitas. Las localiza mediante sonido o detectando el olor que segregan los soldados. Uno sólo de ellos es capaz de comer miles de termitas en una sóla noche haciendo uso de su lengua larga y pegajosa. Los osos perezosos también están especializados y rompen las colonias para comérselas. Los chimpancés han desarrollado herramientas con las que «pescan» termitas desde la colonia.

El mayor depredador de las termitas son las hormigas. Existen géneros completos especializados en su caza. Por ejemplo, el género de hormigas Megaponera consumen termitas únicamente y realizan actividades de saqueo que pueden durar varias horas de duración. Las hormigas no son los únicos invertebrados que realizan saqueos, pues muchas avispas del género Esphecoides y varias especies incluyendo a  Polybia Lepeletier y Angiopolybia Araujo son conocidas por saquear montículos durante su vuelo nupcial.

Reproducción

Las termitas alates sólo salen de la colonia cuando se produce un vuelo nupcial. Este vuelo varía en cada especie. En ciertas especies emergen durante un día de verano, mientras otras lo hacen en invierno. También puede comenzar al atardecer, cuando los alates pululan alrededor de áreas con muchas luces. La hora del vuelo depende de las condiciones ambientales, la humedad, la velocidad del viento y las precipitaciones.

Los machos y las hembras se emparejan y buscan un lugar donde aterrizar y establecer su colonia. El rey y la reina no se aparearan hasta no haber encontrado un lugar adecuado. Cuando lo encuentran, excavan una cámara para ambos y la cierran para iniciar el apareamiento. Después, la pareja nunca saldrá del nido y pasarán el resto de su vida encerrados.

La reina pone entre 10 – 20 huevos en la primera etapa de la colonia, pero aumenta a 1.000 huevos diarios cuando la colonia posee varios años de vida. Cuando la reina llega la madurez posee una gran capacidad para poner huevos. En ciertas especies, la reina posee el abdomen muy relajado y es capaz de producir 40.000 huevos diarios. Los dos ovarios pueden tener unos 2.000 ovariolos cada uno. El abdomen de la reina va aumentando con el paso del tiempo y reduce su capacidad para moverse y debe de ser ayudada por las obreras.

El rey crece muy poco en comparación a la reina, tan sólo lo hará un poco después del apareamiento inicial, y continuará apareándose con la reina de por vida (una reina puede vivir entre 30 – 40 años). A diferencia de las terminas, la hembra de las hormigas se aparea una sola vez con los machos y mantiene los gametos de por vida, ya que las hormigas macho mueren poco después del apareamiento. Si una reina termina está ausente, el macho es capaz de generar feromonas que fomentan el desarrollo de nuevas reinas como reemplazo. Tanto la reina como el rey son monógamos, así que no existe la competencia de espermatozoides.

Las termitas que no llegar a completar la metamorfosis, quedándose incompletas en su camino en convertirse en alates forman una subcasta en ciertas especies, que tienen la función de sustituir a la reina cuando sea necesario. Estos reproductores complementarios sólo maduran en primarios cuando la reina o el rey fallece o cuando los reproductores primarios se separan de la colonia. Algunas reinas poseen la capacidad de cambiar la reproducción sexual a reproducción asexual. Los estudios han demostrado que mientra la reina termina se aparea con el rey para producir obreras, la reina reproduce su reemplazo (reina neoténica) partenogénicamente.

Estado de conservación

Las termitas no están consideradas como animales en peligro de extinción, ya que sus poblaciones no tienen problemas para expandirse. La mayoría de especies habitan en zonas de África donde los humanos no han intervenido.

Relación con los humanos

Plagas

Debido a que las termitas consumen madera, muchas especies pueden causar graves daños en edificios y estructuras de madera que no posean protección. Poseen el hábito de permanecer ocultas y no se hace evidente su existencia hasta que la madera se encuentra especialmente dañada. De las 3.106 especies conocidas, sólo 183 especies causan daños y 83 de ellas causan daños importantes en las estructuras de la madera.

En América del Norte existen 18 especies subterráneas que están catalogada como plagas; en Australia son 16 las especies que tienen un impacto económico; en el subcontinente indio, 26 especies son consideradas plagas, y en África tropical, 24 especies. En América Central y las Antillas existen 17 especies consideradas como plagas.

El género de termita Coptotermes posee el mayor número de especies consideradas como plagas de todos los géneros. 28 de especies causan daños. Entre las termitas de madera seca, sólo el 10% se consideran plagas pero infectan las estructura y muebles de maderas en regiones tropicales, subtropicales y en otras regiones. Las termitas de la madera húmeda sólo atacan el material maderero expuesto a la lluvia o al suelo.

Las termitas no sólo dañan a los edificios, también dañan los cultivos de alimentos. Pueden atacar árboles cuya resistencia al daño es baja, pero ignoran a las plantas de crecimiento rápido. La gran mayoría de los ataques son producidos durante la cosecha, los cultivos y los árboles son atacados durante la estación seca.

Los daños causan problemas económicos. Por ejemplo, al suroeste de los Estados Unidos los daños se establecen en 1.500 millones de dólares anuales cada año. A nivel mundial, los daños son imposibles de determinar. El mayor daño es producido por las termitas de madera seca.

Para controlar a las poblaciones de termitas de forma la mejor forma posible se han desarrollado varios métodos para rastrear sus movimientos. El primer método consistía en distribuir cebo para termitas con proteínas marcadoras de inmunoglobulina G (IgG) de conejos o pollos. Las termitas recolectadas en el campo podrían ser probadas para los marcadores de IgG de conejo usando un ensayo específico de IgG de conejo. Los métodos más recientes son menos costosos, incluyen el rastreo de las termitas usando clara de huevo, leche de vaca o proteínas de leche de soya, que pueden ser rociadas sobre las termitas en el campo. Las termitas que portan estas proteínas pueden ser rastreadas usando una prueba ELISA específica de proteína.

Alimento

En los países menos desarrollados, las termitas son un alimento importante donde la desnutrición es muy común, ya que la proteína de las termitas puede ayudar a mejorar la dieta humana. Son consumidas en muchos países del mundo, pero ha sido en los últimos años cuando se ha popularizado.

Los alates son un factor importante en la dieta de las poblaciones nativas de África. Las tribus poseen distintas formas de recolectar o cultivar insectos y en ocasiones, recolectan distintos soldados de distintas especies. Aunque son muy difíciles de adquirir, las reinas están considerados como un manjar. Los alates son ricos en proteínas  grasas. Se consideran de sabor agradable, con un sabor a nuez después de su cocción.

Los alates son recolectados cuando comienza la temporada de lluvias, durante el vuelo nupcial. Para capturarlos, se usan luces proveniente de lámparas por las que se ven atraídos y caen en las redes. Se les quitan las alas y se asan ligeramente en una placa caliente o se fríen hasta que estén crujientes. El aceite no es necesario porque sus cuerpos suelen contener una gran cantidad.

Además de en África, las termitas se consumen en áreas locales o tribales de Asia y América del Norte y del Sur. En Australia, los indígenas australianos son consciente de que las termita son comestibles pero no las comen ni en tiempos de escasez. Los investigadores han sugerido que son candidatas adecuadas para el consumo humano ya que son ricas en protineas y puedes utilizarse para convertir residuos no comestibles en productos consumibles para humanos.

Agricultura

En África oriental y Asia septentrional, las plagas de termitas son un gran problema agrícola que pueden afectar a la producción causando pérdidas de las cosechas. Sin embargo, ayudan a mejorar la infiltración de agua en el suelo, donde los túneles de las termitas subterráneas son útiles al permitir que el agua de la lluvia se absorba profundamente lo que ayuda a reducir la escorrentía y la consiguiente erosión del suelo a través de la bioturbación.

En América del Sur, las termitas causan daños graves en los cultivos de eucalipto, arroz de montaña y caña de azúcar. Atacan a las hojas, raíces y tejido leñoso. También atacan a otras plantas como la mandioca, el café, algodón, árboles frutales, maíz, maní, soja y hortalizas. Los montículos creados por las termitas perturban las actividades agrícolas, dificultando el funcionamiento de las maquinarias. No obstante, a pesar de que a los agricultores no les gustan, no llegan a causarles grandes problemas en la producción.

Las termitas también pueden llegar a ser beneficiosas para la agricultura, por ejemplo, son capaces de aumentar el rendimiento de los cultivos y enriquecer el suelo. Pueden recolonizar la tierra sin cultivar que contenga rastrojos de cultivo, pues las colonias la usan para alimentarse al establecer sus nidos. La presencia de colonias permite que grandes cantidades de agua de lluvia sea absorbida por el suelo y aumente la cantidad de nitrógeno, ambos son esenciales para el crecimiento de los cultivos.

Cultura popular

El Eastgate Centre es un centro comercial y edificio de oficinas en el centro de Harare, Zimbabwe. Su arquitecto, Mick Pearce, se inspiró en la refrigeración pasiva que usan las termitas locales, siendo el primer edificio importante que utilizó esta técnica para atraer la atención internacional. Después se realizaron varios edificios como: el Centro de Recursos de Aprendizaje de la Universidad Católica de África Oriental y el edificio Council House 2 en Melbourne, Australia.

Las termitas son muy difíciles de mantenerlas en cautividad, ya que pueden crear plagas y pocos zoológicos las poseen. Uno de ellos es el Zoológico de Basilea en Suiza, que posee dos próspera poblaciones de Macrotermes bellicosus. Ocurrió un evento muy extraño de ver en cautiverio: la migración masiva de jóvenes termitas voladoras. Sucedió en septiembre de 2008, miles de termitas dejaron su montículo, murieron y cubrieron los pisos y pozos de agua de la zona donde se albergaba su exhibición.

En la medicina tradicional es muy usada. Se realizan tratamientos para diversas enfermedades como: asma, bronquitis, ronquera, influenza, sinusitis, amigdalitis y tos ferina. En Nigeria, la especie Macrotermes nigeriensis es usada para la protección espiritual, para tratar heridas y para mujeres embarazadas enfermas. En el sudeste asiático, son utilizadas en rituales. En Malasia, Singapur y Tailandia son consumidas y forman parte de la dieta.

En ciertas culturas, los montículos abandonados son vistos como estructuras creadas por espíritus, creyendo que alguno de ellos mora dentro de ellos. Son conocidos como Keramat y Datok Kong. En las áreas urbanas, los residentes crean santuarios pintados de rojo en montículos abandonados, que usan para rezar por buena salud, protección y suerte.

Listado de otros animales interesantes